ARCONTE

ARCONTE

¿Existen realmente los demonios?

Esta imagen es para mi como una purga, una limpieza de mi aura. Me he quitado toda mi energía negativa, toda mi rabia y mis miedos, y los he intentado plasmar en una sola imagen. No soy capaz de clavar la mirada en esta imagen por muchos segundos. Veo reflejada en ella toda esa rabia y miedo que hacen de ella una imagen muy potente para atraer entes negativos.

De estos entes negativos del plano astral, que se alimentan de nuestra frustración y nuestros miedos, ya tenían conocimiento de ellos en la antigüedad, los denominaron Arcontes (es su nombre real, y ese nombre no debe ser usado en vano, casi mejor sería no nombrarlos nunca, porqué les damos poder), también los conocemos como demonios, larvas astrales, las sombras, los otros… representan todo lo negativo de nuestra realidad física y el más allá.

Igual que las vibraciones de las ondas de la música pueden alterar nuestro estado de ánimo (hay canciones que nos ponen contentos y otras con vibraciones muy bajas que nos pueden hacer caer en estados depresivos), lo mismo ocurre con las imágenes, parece ser que algunas son portales para entes oscuros de otras dimensiones. De este tema sabían, o al menos tenían mucho conocimiento algunos artistas plásticos como Austin Osman Spare y H.R.Giger.

Pues lo mismo ocurre con esta obra, tiene un «algo» que hace que si la miras por mucho tiempo te provoque una sensación de malestar que nunca había experimentado con obras anteriores. Quizás solo funciona conmigo, pero no me gusta sentirme así, es como si en mis obras anteriores vomitara mis demonios internos, por este motivo voy a quitarme de crear este tipo de obras, por si acaso los estoy atrayendo.